Un cliente, un requisito
Valve for freight containers

Nuestro cliente danés es uno de los principales fabricantes del mundo en el sector de la tecnología frío/calor y cuenta con más de 25 000 empleados.

Bossard ayudó a este fabricante desarrollando una válvula para contenedores de carga que regula la temperatura en el interior. El cliente encargó a los ingenieros de Bossard que hicieran dos nuevos tornillos que cumplieran su cometido de un modo eficaz incluso en temperaturas de hasta -65 °C. Además, los tornillos debían ser sumamente resistentes a la corrosión, poder montarse automáticamente y atornillar con un par de apriete muy alto. Debía tener un alargamiento de rotura de 0,3 veces el diámetro del tornillo, como mínimo.

Solución
Screws stainless steel

Los ingenieros de Bossard desarrollaron los tornillos perfectos para estos requisitos (geometría del cabezal conforme a la norma ISO 14580, M6x12 y M10x22) en acero inoxidable. Tenían las siguientes características:

Material: Los requisitos del cliente final eran que los tornillos tenían que soportar 600 horas como mínimo en una prueba de pulverización salina. Para cumplir con esta resistencia a la corrosión, los ingenieros de Bossard propusieron usar acero inoxidable de calidad A2-70. El acero A4-70 tenía, en efecto, una resistencia a la corrosión aún mayor, pero se volvía quebradizo en bajas temperaturas, por lo cual no era una opción. Con el acero A2-70 se satisfacía la exigente necesidad de la resistencia a la corrosión y la temperatura, así como los requisitos de dureza. El alargamiento de rotura era de 0,4 veces el diámetro del tornillo, con lo cual cumplía con creces los deseos del cliente. Un efecto secundario positivo fue el bajo coste del material.

Montaje automático: Como los tornillos defectuosos dificultan la producción en el montaje automatizado y generan altos costes de inactividad, era importante garantizar que se pudieran mantener al mínimo la cifra de ejemplares defectuosos. Con los tornillos M6x12, Bossard garantizó al cliente un máximo de 500 piezas defectuosas por cada millón de tornillos (0,5 ‰). Gracias a este compromiso fue posible un procesamiento seguro.

Par de apriete: En el montaje, el tornillo M6 se aprieta con 13 Nm y el tornillo M10, con 39 Nm. Para poder garantizar este par de apriete requerido, los ingenieros de Bossard desarrollaron un diseño de cabezal alternativo, ya que los tornillos convencionales se dañarían con estas fuerzas.

Ventajas para el cliente

Con estos dos nuevos tornillos, el cliente pudo ahorrarse otros tres tipos de tornillos. Además, estos nuevos elementos de fijación también se pueden utilizar en válvulas con un diseño anterior. La economía de escala que se logró gracias a esto generó un ahorro de costes en la gestión de piezas C de casi 50 000 € al año.

For the purpose of providing services, this website uses cookies. You will consent to this by clicking on “OK” and/or using our services.
Please click on privacy policy to find the information on cookies and the possibilities for modifying the terms of their storage.